Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp
Tiktok

25 de julio de 2024

AlfaNoticias.co

El Poder De La Radio

Nuevas medidas adoptadas por los países para descarbonizar el transporte marítimo

En la ciudad de Londres, en las instalaciones de la Organización Marítima Internacional (OMI), el organismo de las Naciones Unidas encargado del transporte marítimo, se ha aprobado recientemente una nueva estrategia para lograr la descarbonización de este sector durante la última reunión plenaria del Comité para la Protección del Medio Marino (MPEC80).

Después de una semana de trabajo en grupos y otra semana de debates en la reunión plenaria, los países han acordado, por primera vez, establecer objetivos a corto y mediano plazo para la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en la industria del transporte marítimo. Esta industria emite anualmente alrededor de mil millones de toneladas de GEI a la atmósfera, una cifra comparable a las emisiones de países como Alemania o Japón. Hasta ahora, no existían metas específicas de reducción de emisiones para 2030 y 2040 en este sector.

A pesar de que algunos países abogaban por metas más ambiciosas, se llegó a un acuerdo en el que los países alcanzarán el pico máximo de emisiones del transporte marítimo internacional «tan pronto como sea posible» y lograrán emisiones netas de gases de efecto invernadero (GEI) igual a cero, a más tardar en 2050 o «alrededor de esa fecha». Esto se establece en el documento final, teniendo en cuenta las diversas circunstancias nacionales, mientras continúan los esfuerzos para su eliminación gradual.

Durante las reuniones, uno de los temas de debate fue el establecimiento de metas claras que estuvieran en línea con los objetivos del Acuerdo de París, que busca mantener el aumento de la temperatura global por debajo de los 2,0°C o incluso 1,5°C para finales de siglo. Aunque algunas organizaciones climáticas señalan que lo acordado no está en línea con estos objetivos, los países en la Organización Marítima Internacional (OMI) decidieron establecer «puntos de referencia indicativos» para demostrar el cumplimiento progresivo de dichas metas.

Entre estos indicadores se encuentra la reducción del total de emisiones anuales de gases de efecto invernadero (GEI) de este sector en al menos un 20%, con el objetivo de llegar al 25% para 2030. Además, se busca una reducción de al menos el 70%, con el objetivo de llegar al 75% para 2040. Algunos países más ambiciosos propusieron una reducción del 50% de las emisiones para 2050.

Además, se ha acordado reducir las emisiones de dióxido de carbono (CO₂) por unidad de transporte, lo que abarca todos los combustibles utilizados para la operación de los buques, en al menos un 40% para 2030 en comparación con los niveles de 2008, como promedio para el transporte marítimo internacional en su conjunto. También se ha establecido la adopción de fuentes de energía, combustibles y/o tecnologías de emisiones nulas o casi nulas de gases de efecto invernadero (GEI), que representen al menos el 5% (con el objetivo de alcanzar el 10%) de la energía utilizada por el transporte marítimo internacional para 2030.

Según expertos y representantes del University College London, «la estrategia de reducción de gases de efecto invernadero (GEI) envía una señal clara a los inversores de que los buques que se encarguen en la actualidad, así como muchos de los que ya están construidos, deben ser capaces de funcionar con combustibles de emisiones cero», mencionaron en un comunicado.

Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp
Tiktok