Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp
Tiktok

1 de diciembre de 2023

AlfaNoticias.co

El Poder De La Radio

ALCOHOLISMO: SÍNTOMAS Y TRATAMIENTO

El trastorno por consumo de alcohol, también conocido como alcoholismo o dependencia del alcohol, es una enfermedad crónica caracterizada por el consumo excesivo y descontrolado de alcohol, a pesar de las consecuencias negativas que esto puede tener en la salud física, mental, emocional y en las relaciones sociales y laborales de la persona afectada. Este trastorno se encuentra en el espectro de los trastornos por uso de sustancias según el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5) de la Asociación Americana de Psiquiatría.

Los síntomas del trastorno por consumo de alcohol pueden variar en gravedad y pueden incluir:

• Tolerancia: La necesidad de beber cada vez más alcohol para sentir los mismos efectos.

• Abstinencia: Experimentar síntomas físicos y psicológicos desagradables cuando se intenta reducir o dejar de beber.

• Pérdida de control: La incapacidad de limitar la cantidad de alcohol consumido o la duración de la bebida.

• Deseo persistente: Un fuerte deseo o compulsión de beber alcohol.

• Tiempo dedicado: Gran parte del tiempo se gasta obteniendo, consumiendo o recuperándose de los efectos del alcohol.

• Interferencia en la vida cotidiana: El alcohol afecta negativamente a las responsabilidades laborales, familiares o sociales.

• Abandono de actividades: Se deja de lado actividades o pasatiempos previamente disfrutados debido al consumo de alcohol.

•Continuación a pesar de las consecuencias: A pesar de las evidentes consecuencias negativas en la salud y en la vida personal, la persona sigue bebiendo.

El trastorno por consumo de alcohol puede tener graves repercusiones para la salud, incluyendo daño hepático, problemas cardiovasculares, trastornos mentales y riesgo de accidentes. Además, puede tener efectos negativos en las relaciones interpersonales y en la vida laboral.

El tratamiento para el trastorno por consumo de alcohol puede incluir terapia cognitivo-conductual, terapia de grupo, apoyo de familiares y amigos, medicamentos y, en algunos casos, hospitalización en casos de desintoxicación severa. La recuperación puede ser un proceso largo y desafiante, pero es posible con el apoyo adecuado.

Si tú o alguien que conoces está luchando con el trastorno por consumo de alcohol, es importante buscar ayuda de un profesional de la salud o un terapeuta especializado en adicciones. El apoyo y el tratamiento adecuado pueden marcar la diferencia en la vida de las personas afectadas por este trastorno.

Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp
Tiktok