Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp
Tiktok

21 de abril de 2024

AlfaNoticias.co

El Poder De La Radio

¿QUÉ ES LA HEPATITIS?

La hepatitis viral es una inflamación del hígado que puede ser causada por uno de los cinco virus de la hepatitis, A, B, C, D o E.  Todos ellos causan enfermedad, pero no siempre se presentan síntomas. Pueden transmitirse de diferentes maneras como: por los alimentos, agua contaminada, relaciones sexuales sin condón, de la madre al hijo durante el embarazo o parto, al compartir objetos de higiene personal, por tatuajes o manicura con elementos no estériles, agujas infectadas, entre otros.

Cuando se presentan síntomas se puede tener fiebre, coloración amarillenta de la piel y los ojos, dolor en el abdomen, orina oscura, heces blanquecinas, náuseas, vómitos, pérdida de apetito, entre otros.  A largo plazo pueden producir cirrosis, cáncer del hígado e incluso la muerte.

Aquí hay una descripción general de cada tipo de hepatitis viral:

• Hepatitis A (HAV): este tipo generalmente se transmite a través de alimentos o agua contaminados. Es una infección aguda y no conduce a una enfermedad hepática crónica. Los síntomas incluyen fiebre, fatiga, náuseas, vómitos, dolor abdominal e ictericia (coloración amarillenta de la piel y los ojos).

• Hepatitis B (VHB): este tipo se transmite a través del contacto con la sangre, el semen u otros fluidos corporales de una persona infectada. Puede ser aguda o crónica, y las infecciones crónicas por VHB pueden provocar afecciones hepáticas más graves, como cirrosis y cáncer de hígado. Muchas personas con infecciones agudas por VHB se recuperan por completo, mientras que otras pueden convertirse en portadoras del virus.

• Hepatitis C (VHC): Al igual que el VHB, el VHC se transmite a través del contacto con la sangre, a menudo al compartir agujas o procedimientos médicos inseguros. También puede volverse crónico, lo que lleva a daño hepático con el tiempo. Es una de las principales causas de trasplante de hígado y también puede provocar cirrosis y cáncer de hígado.

• Hepatitis D (HDV): este es un tipo raro de hepatitis que solo ocurre en personas que ya están infectadas con HBV. HDV puede empeorar los resultados de la infección por VHB y hacerla más grave.

• Hepatitis E (HEV): Al igual que el HAV, el HEV a menudo se transmite a través del agua o los alimentos contaminados. Por lo general, es una enfermedad autolimitada y no conduce a una hepatitis crónica, excepto en mujeres embarazadas, donde puede ser más grave.

La prevención y el control de la hepatitis implican una combinación de vacunación (disponible para la hepatitis A y B), prácticas seguras (como practicar sexo seguro y evitar compartir agujas) y cambios en el estilo de vida (como evitar el consumo excesivo de alcohol). Para los casos crónicos, los profesionales de la salud pueden recetar medicamentos antivirales para controlar la infección y prevenir el daño hepático.

Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp
Tiktok